El coronavirus se lleva el sueño de un libro. A medida que mi red personal y de información se expandía gradualmente, muchas iniciativas comenzaron a dar sus frutos. En marzo de 2018 encontré por fin una bandada de lobos comiendo venado en los alrededores de Ely. Así logré vislumbrar cómo era su vida en el bosque.

¡Alto! Antes de seguir leyendo tienes que saber que esta es una cuarta parte, haz click aquí para leer la tercera.

El Coronavirus se Lleva el Sueño de un Libro

Una Tierra que da

Diez días después mi colección de fotografías Shoshite, boku wa tabi ni deta. Hajimari no mori Nōsuuzzu (Y entonces partí de viaje. Mi primer encuentro con el bosque de Northwoods, Asunaro Shobō) ganó el Premio Literario Tadao Umesao de Exploración y Montaña.

Aquel era precisamente la obra en la que hablaba sobre mi primer viaje a Ely en 1999, en busca de lobos salvajes. Llevaba ya mucho tiempo consultando con mis editores la idea de publicar un libro de fotografías cuando se decidiera una exposición grande con mis obras.

El Coronavirus se Lleva

Finalmente se decidió realizar una exposición fotográfica de dos semanas en Fujifilm Square, sala de Tokyo Midtown, a partir de finales de febrero de 2020. Por fin había llegado el momento. Se había decidido la publicación de mi primer libro real. No se me ocurría nadie más adecuado para escribir el prólogo que mi fotógrafo favorito, Jim Brandenburg.

¿Ya nos sigues en Facebook?

Una Tierra que da

Viajé a Minnesota para consultar el tema con él y se mostró de acuerdo sin vacilar un segundo. Al leer el texto que me envió, noté cómo las lágrimas empezaban a empañar mis ojos. Había escrito: “El vínculo entre hermanos se forma al compartir una misma pasión, y por medio de la convivencia… Ambos hemos hollado el mismo sendero”.

Mi sueño de convertirme en ayudante de Jim, veinte años antes, no se hizo realidad, pero había existido una razón para ello, me daba cuenta entonces. Sin embargo, la vida trae sus dificultades inesperadas. Justo antes de que se completara mi libro de fotografías y comenzara la exposición en Fujifilm Square llegó el nuevo coronavirus.

La protección de la tierra heredada

La conferencia del primer día quedó cancelada, así como la mitad del periodo de la exposición misma. Con el estado de emergencia se cerraron las librerías; el deseo de publicar el libro de fotografías se fue ahogando con la tormenta de la pandemia.