La tradición estival del “himuro biraki” revive en las termas de Yuwaku. El dulce himuro manjū nació inspirado en la tradición del himuro biraki, la extracción del hielo de unos depósitos de nieve en junio. Himuro biraki es una tradición que consiste en sacar de los depósitos la nieve invernal convertida en hielo.

A principios del periodo Edo (1603-1868), el dominio de Kaga comenzó esta práctica e incluso ofrendó la nieve congelada, un producto de gran valía, al Gobierno de Tokugawa.

Tradición Estival | Himuro Biraki | Revive en las Termas de Yuwaku

Para aligerar las inclemencias del verano, el primer día del mes minazuki (el 1 de junio) del calendario antiguo se celebraba la himuro biraki, una ceremonia que se extendió por todos los rincones de Kanazawa, ciudad creada a los pies de un castillo. En la actualidad, esta se celebra el 30 de junio en las termas de Yuwaku, en la zona interior de Kanazawa.

Es una tradición que podría considerarse acorde con los Objetivos de Desarrollo Sostenible ya que no requiere del gasto de electricidad. Con la aparición de las máquinas para fabricar hielo y los refrigeradores, los depósitos de hielo himuro quedaron en el olvido y, tras el fin de la Segunda Guerra Mundial, ya ni siquiera se celebraban las ceremonias para su apertura.

¿Ya nos sigues en Facebook?

Por esta razón, la Asociación Turística de Termas de Yuwaku decidió revivir esta tradición. La asociación no solo buscaba impulsar el turismo, sino también aprender sobre la sabiduría de los antepasados que se percataron de que la nieve podía servir para almacenar alimentos, e involucró a la ciudad de Kanazawa para hacerla realidad.

Para aumentar el potencial de enfriamiento de los himuro se hace un orificio en el suelo que se rellena con cemento y el depósito se cubre con un techo de paja. El último domingo de enero, los habitantes del lugar se reúnen para congelar la nieve.

En el periodo Edo, el hielo era un producto que no estaba al alcance de la gente de a pie durante el verano, pero el primer día del mes minazuki se acostumbraba a comer el dulce himuro manjū, que representaba el hielo, para pedir por la buena salud. Con este deseo en mente, las dulcerías tradicionales de la prefectura de Ishikawa venden himuro manjū a finales de junio.

Lee: También en un Santuario | Como Dios del Agua