La popularidad de los modelos tradicionales en China. Iwachū varía sus estrategias y técnicas en función del mercado. Las preferencias relativas a los colores cambian según el país y la región: en Francia y en Estados Unidos venden modelos claros, mientras que en Alemania y en otros países de Europa del Norte se comercializan más los oscuros.

Antes de seguir leyendo debes saber que esto es una cuarta parte, aquí puedes leer la tercera.

La Popularidad De Los Modelos Tradicionales En China

Si en Europa y Norteamérica triunfan las teteras de colores, en China prefieren el Nambu tekki tradicional, el negro. En la Expo de Shanghái, en 2010, tuvo mucho éxito un té pu-erh (té rojo) que se sirvió con el agua hervida en una de estas teteras, lo que suavizaba el sabor.

La Popularidad De Los

Los consumidores chinos, que por lo general se preocupan mucho por la salud, han acogido de buen grado este producto, en parte debido a que contribuye a la ingesta de hierro. La producción mensual del Nambu tekki tradicional alcanza, a lo sumo, las 160 unidades, puesto que los maestros hacen todo a mano.

¿Ya nos sigues en facebook?

Incluso llegado el caso de que la producción no satisfaga la demanda, Iwachū tiene una imagen de marca consolidada en el mercado chino y se valoran las técnicas artesanas. En la actualidad, la producción de los sectores tradicionales representa un tercio de los niveles alcanzados en la década de 1990, su época de mayor apogeo.

A pesar de esta situación tan complicada, Iwachū sigue evolucionando gracias a los productos y las estrategias innovadores que le han permitido abrirse paso en los mercados extranjeros sin abandonar la tradición. Una visita a Tekkikan nos servirá para conocer de primera mano parte del secreto de su éxito.