Cómo crear bosques artificiales parecidos a los naturales. La idea conductora al crear un bosque de conservación ambiental consiste en determinar la vegetación natural (o vegetación natural potencial) del lugar y producir un bosque artificial lo más parecido posible al bosque natural, dependiendo al máximo de las especies que lo compongan.

¡Alto! Antes de seguir leyendo tienes que saber que esta es una segunda parte, haz click aquí para leer la primera.

Cómo Crear Bosques Artificiales Parecidos a los Naturales

Repoblación forestal Cómo Crear Bosques Artificiales Parecidos a los Naturales

Esta forma de bosque artificial se caracteriza por la plantación aleatoria y densa de plántulas de las especies de árboles que constituyen el bosque natural, y comprende varios trucos que enumeraremos a continuación.

  1. Plantar las especies originales de la tierra

Repoblación forestal Cómo Crear Bosques Artificiales Parecidos a los Naturales

El punto más importante es la selección de especies de árboles de entre aquellas que constituyen el bosque natural. En áreas urbanas donde no quede ya bosque natural, deberemos seleccionar de entre la vegetación natural potencial.

Esta consiste en especies vegetales naturales de la tierra elegidas por las características que posean en cuanto a su uso mismo de la tierra, así como el entorno de su ubicación, según los resultados de las investigaciones previas sobre vegetación.

Repoblación forestal

¿Ya nos sigues en Facebook?

En ese punto resulta útil considerar pistas como cuáles son las especies de árboles gigantes más viejas en el área, así como los árboles que forman los bosques guardianes de los santuarios del lugar.

Estos años hemos asistido a la regeneración de árboles de hoja perenne y ancha, como el roble blanco o la castanopsis sieboldii, en las zonas de satoyama abandonadas; podríamos decir que esos bosques también son vegetación natural potencial.

Además, dado que todo esto depende de diversas condiciones (clima, topografía, suelo), todo juicio debe realizarse a la luz del sitio concreto en el que se planea la repoblación. Debemos también tratar de seleccionar tantas especies como sea posible de acuerdo con ese entorno local: árboles altos, medianos y arbustos.

Repoblación forestal

En iniciativas recientes se han venido plantando unas cuarenta especies por zona.